Consejos para crear tu discurso de dama de honor

Consejos para damas de honor
Consejos para damas de honor

Ser dama de honor no es una labor fácil. Implica trabajo y dedicación antes y durante el acto de la boda. La realización de de un discurso o lectura no es obligatoria por parte de la dama de honor, pero es un plus que seguro la novia apreciará.

El discurso de dama de honor debe ser impecable, pues la dama de honor es una figura de importancia para la novia. Una elegida entre tantas mujeres que rodean a la novia en su vida cotidiana. De cualquier modo, tranquila. Si te han elegido es porque confían en ti.

Los consejos

Si estás nerviosa, y no sabes cómo estructurar tu discurso de dama de honor, te dejamos unos cuantos consejos que te serán de utilidad. Asi podrás darle a tu amiga un discurso como el que ella se merece en el día más feliz de su vida:

La protagonista del día es la novia

Uno de los consejos para crear tu discurso de dama de honor que tiene mayor importancia es que mantengas en mente que la protagonista del evento es la novia y que, como dama de honor, fuiste escogida por ella, razón por la cual tu discurso debe ir entorno a ella y no a ti ni a nadie más.

De esta forma, deberás dedicar el grueso del discurso a ella. Sin embargo, en la parte final del discurso es importante que menciones a la pareja. Aquí es bueno hablar de todo lo que sientes al ver tan magnífica unión y tal grado de felicidad por parte de la pareja.

Hazle elogios verdaderos y no genéricos

No le des elogios comunes y corrientes del tipo “¡Qué linda estás!” o “Eres la novia más bella del mundo”. Esas son frases que se las podría decir cualquiera de los asistentes a la boda.

Así como eres especial para tu amiga, deberás dedicarle palabras especiales. Elogios sinceros y reales. Si has estado esperando el momento indicado para decirle a la novia cuanto la admiras y porque, durante tu discurso el día de su boda será un instante excelente. De esta forma podrás contar alguna anécdota que represente lo que la aprecias. Eso quedará grabado en los recuerdos de tu amiga mucho más que unos simples elogios genéricos.

Narra lo mejor que puedas y practica

Uno de los consejos para crear tu discurso de dama de honor de la mejor forma posible es que lo narres lo mejor que puedas. Cuenta alguna historia significativa. Verifica mediante la práctica y el ensayo de tu discurso que todo se oiga y se entienda de forma adecuada. Pídele a alguien que te escuche y te de su opinión sincera al respecto, de esta forma sabrás qué debes modificar y qué dejar de la misma tal y como está.

No olvides intentar aprendértelo de memoria, a ser posible. De esta forma podrás decirlo sin estar tan atenta del papel y lo harás con mayor seguridad.

Aunque el discurso debe ser redactado por ti, los consejos de algún redactor/a experimentado/a nunca estarán de más y deben ser bien recibidos.

Olvídate de ex parejas y asuntos muy personales

En tu discurso debes evitar a toda costa hacer mención a las ex parejas, de forma directa, incluso indirectamente. Evítalo. Tendrás que tener especial cuidado con este tema. De la misma forma, los asuntos muy personales de la novia no deben ser tratados en público, ya que generarán incomodidad en ella. Si deseas contar algún recuerdo con la novia y todos los asistentes, intenta que se respeten esos factores para no convertir tu discurso en una situación desagradable para ella en su día.

Anexa bromas a tu discurso

Algo que te ayudará a tomar algo de confianza en tu discurso de dama de honor será introducir alguna broma cerca del comienzo. De esta forma podrás romper el hielo y los nervios que implica ponerse de pie frente a tantas personas. ¡Ojo! Intenta no dejar al descubierto situaciones privadas.

Una vez que tengas tu broma preparada, al momento del ensayo, es importante que quien te oiga te diga si la broma se entiende a la perfección o no. De la misma forma, es prudencial que al decirla durante el discurso hagas una pausa para que los invitados puedan asimilarla y reírse. Eso sí, evita que sea una pausa larga: podría generarte incomodidad y dificultad para retomar el discurso.

Discurso breve y memorable

Un discurso ideal de este calibre no debería durar más de 3 minutos, ya que luego de ese tiempo empieza a perderse la atención de los invitados o simplemente se pierde el objetivo del discurso o de la historia que tratas de narrar. Es por ello que una vez tengas todo escrito, deberás practicar cuanto tiempo tardas en decirlo todo, sin que lo hagas con prisa, porque eso hará que el discurso no sea memorable.

Con estos consejos para crear tu discurso de dama de honor serás capaz de sorprender gratamente a tu amiga en su día y te sentirás satisfecha con el resultado. Recuerda, si fuiste escogida como dama de honor, ¡Es porque eres una mujer muy capaz de cumplir dicho rol con gran éxito!

Foto de boda creado por freepik – www.freepik.es